Los maledicentes dicen que Mossberg ha puesto mejor al Googlephone y que el Times da vencedor al iPhone.

Disparidad de criterios, mola.